Mover tus sistemas de gestión empresarial a la nube, mejores prácticas

Mover tus sistemas de gestión empresarial a la nube, mejores prácticas

sistemas de gestión empresarial

Las empresas dedicadas a fabricación y distribución, sobre todo, intentan mejorar continuamente sus operaciones, reducir su inventario y aumentar la rentabilidad. Una de las formas que han encontrado para conseguirlo es mover sus sistemas de gestión empresarial a la nube.

Muchas grandes instalaciones de software ya se basan en la nube, y los sistemas de gestión empresarial están entre ellas. A pesar de las preocupaciones que algunas empresas todavía tienen acerca de mover sus aplicaciones a la nube, estos sistemas se convierten allí en mucho más eficaces.

 

KYO - CTA texto - Procesos

 

¿Por qué las empresas mueven sus sistemas de gestión empresarial a la nube?

Lo hacen por diversas razones. A menudo, las empresas con sistemas de gestión empresarial local ya están cansadas de realizar el mantenimiento y la actualización de su propio software. Otras veces buscan consolidar múltiples sistemas que ahora mismo tienen separados. Pero lo más importante es que los modernos sistemas de gestión empresarial tienen la capacidad de soportar perfectamente los procesos modernos. La rápida evolución de la tecnología ha impulsado cambios en la forma en que se gestionan las plantas de fabricación y los almacenes.

Las principales razones comerciales en las que las empresas se basan para mover sus aplicaciones a la nube son:

  • Para reducir los costes de TI.
  • Necesitan la colaboración entre un número cada vez mayor de ubicaciones.
  • Mano de obra cada vez más global que trabaja con diferentes horarios.
  • El coste de la financiación de capital es demasiado alto.
  • La infraestructura tecnológica siempre tiene fecha de caducidad.

 

¿Cómo elegir el método de implementación de un sistema de gestión empresarial?

Por supuesto, la primera consideración debe ser si el sistema de gestión empresarial tiene la funcionalidad y la facilidad de uso que se requiere. Solo entonces se debe determinar el método de implementación que se ajusta a la estrategia de negocio y objetivos financieros. Evalúa los costes y beneficios de pasar a la nube, considera los riesgos de hacer un cambio, identifica las capacidades adicionales que tendrás con el software en la nube como la mayor movilidad, etc.

Si estás estudiando la implementación de un sistema de gestión empresarial, estas son algunas preguntas que te debes hacer:

  • ¿Tienes el personal de TI y los sistemas tecnológicos necesarios para dar soporte a un sistema de gestión empresarial en tus instalaciones?
  • ¿Tienes varias ubicaciones que necesitan acceso al sistema?
  • ¿Dispones de las habilidades necesarias para mantener seguro el core del sistema?
  • ¿Necesitas instalar tu sistema de gestión empresarial de forma rápida?
  • ¿Tienes capital para invertir por adelantado o prefieres incurrir en costes como un gasto operativo?

 

¿Cómo pasar a sistemas de gestión empresarial en la nube?

La implementación de sistemas de gestión empresarial en la nube debe ser una decisión estratégica que ayude a transformar los procesos empresariales. Un primer paso importante es determinar los objetivos estratégicos y luego alinear la implementación del sistema de gestión empresarial en la nube para alcanzar esos objetivos.

Estas son algunas de las mejores prácticas para implementar aplicaciones en la nube:

  1. Comienza con algo pequeño. Implementa tu nuevo sistema de gestión empresarial en una primera localización y después llévalo a toda la organización. Debes estar preparado para estar en una situación híbrida  durante algún tiempo.
  2. Debe ser simple. No dividas los módulos del sistema de gestión empresarial entre diferentes despliegues. Mantén los procesos juntos.
  3. Estandariza. Estandariza los datos y las políticas en todos tus sistemas. Determina si la transición a la nube requerirá cambios en esas políticas.
  4. Aumenta la capacidad. Cambia tus procesos de negocio para aprovechar las capacidades del software en la nube. Después de todo, esta es una razón por la que estás haciendo el cambio.
  5. Mantén la precisión. Asegúrate de que los datos son traspasados con precisión al nuevo sistema o que se mueven con precisión entre los diferentes sistemas, en el caso de una implementación híbrida.
  6. Comunica. Establece canales de comunicación efectivos para la identificación y resolución de problemas. Define claramente las responsabilidades entre proveedores internos y externos. Define también la confidencialidad, integridad y disponibilidad de todos los procesos de negocio que dependen de la nube.
  7. Busca ayuda. Tu proveedor de sistemas de gestión empresarial debe ser capaz de proporcionar el apoyo y la seguridad que necesitas.

 

KYO - CTA horizontal  - Procesos

 

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.