El apoyo a la estrategia corporativa del CIO

El apoyo a la estrategia corporativa del CIO

estrategia corporativa apoyo cio

Si queremos entrar a valorar el apoyo que puede ofrecer el CIO a la estrategia corporativa de la empresa, primero deberíamos partir de la base de saber con qué figura, dentro del organigrama de la empresa, identificamos las siglas CIO y cuáles son sus competencias.

CIO corresponde a las siglas Chief Information Officer, es decir, responsable de los sistemas de tecnologías de la información de la empresa a nivel de procesos y desde el punto de vista de la planificación. Si buscáramos la traducción en español, sería algo así como Oficial en Jefatura de Sistemas.

 

KYO - CTA texto - Procesos

 

Podríamos decir que es una evolución del Gerente de Sistemas dado que engloba la planificación, coordinación, control y dirección de los recursos humanos, financieros y técnicos inherentes a su área pero, además, y es aquí donde aparece la evolución de la que hablábamos, el CIO debe ostentar buenos y reconocidos conocimientos, si o si, en lo que respecta a los negocios.

El CIO debe de contar, entre otras, con una serie de habilidades y cualidades tales como por ejemplo:

  • Orientación a los negocios.
  • Identificar y evaluar nuevas tecnologías que sean beneficiosas para el negocio
  • Encaminar los beneficios de la tecnología de la información hacia los problemas de negocio.
  • Capacitación en la administración de costes y riesgos
  • Facilidad para tratar, entender y comunicarse con clientes internos no técnicos
  • Disponer de la habilidad de poder traducir a un lenguaje sencillo todo lo que implique términos técnicos.

El CIO es la persona que debe analizar qué beneficios puede sacar la empresa de las nuevas tecnologías, identificando cuáles pueden ser más interesantes para la empresa y evaluar su funcionamiento. Debe centrar su trabajo en mejorar la eficiencia de los procesos internos con el fin de mantener la empresa funcionando de manera eficiente y productiva, además de garantizar una comunicación efectiva.

Como vemos, el CIO debe de estar muy encaminado a los negocios y, por tanto, es parte importante el apoyo que puede brindar a la estrategia corporativa de la empresa. Partimos de la base de que el CIO debe ser plenamente consciente de que cualquier estrategia TI deberá estar, siempre, al servicio y supeditada a la estrategia corporativa global. En nuestros días, no se puede entender una estrategia TI independiente y de espaldas a la estrategia corporativa puesto que debe de ser, en todo momento, un componente, un implementador y un potenciador de la estrategia corporativa.

 

El CIO y la estrategia corporativa

El CIO, como directivo por derecho propio en las organizaciones modernas, debe de poner en valor el papel tan importante que juegan las nuevas tecnologías en el devenir, tanto operativo como administrativo y financiero, de la organización. Debe de ser proactivo en la identificación y propuesta de alternativas estratégicas que derivan de la tecnología.

Debemos de ser conscientes de que la tecnología puede brindarnos unas extraordinarias oportunidades de diferenciación, sobre todo si se adoptan rápidamente. Además, pueden ofrecernos soluciones de ahorro de costes y eficiencia, con lo que dispondríamos de diferenciación y liderazgo en coste, siendo ambas alternativas estratégicas corporativas fundamentales.

Por todo ello, el CIO debe aportar todo su valor a la estrategia corporativa de la empresa de forma proactiva, teniendo el deber y la oportunidad de observar las tecnologías, sus aplicaciones, las tendencias emergentes, la innovación en curso y, como objetivo principal, traducir todo ese conjunto de elementos a alternativas y oportunidades estratégicas para la organización.

Entendamos el apoyo del CIO a la estrategia corporativa de la empresa como un deber y, por supuesto, como una oportunidad que no hay que desperdiciar ni desaprovechar.

 

KYO - CTA horizontal  - Procesos

 

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.